PUDÍN DE CIRUELA O PLUM PUDDING (receta navideña australiana)

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

     El pudín de ciruela es el postre típico

de Navidad en Australia, se hace al vapor

o hervido. El pudín de ciruela nunca ha

contenido ciruelas. En el siglo XVII, las

ciruelas se referían a las pasas u otras

frutas. 

 

     Hay que hacer este pudín al menos con

5 semanas de antelación e ir regándolo

con brandy o ron negro cada semana hasta

llegar el día de Navidad. Es muy sencillo de hacer aunque su elaboración lleva mucho tiempo, porque tiene que cocerse durante unas 4 horas y media.

 

     Hay tantas recetas de pudín de Navidad como familias.  

 

 

INGREDIENTES

 

- 250 g de mantequilla

- 250 g de azúcar moreno

- 250 g de pasas sultanas

- 250 g de dátiles sin hueso

- 125 g de frutas mixtas* (arándanos deshidratados, orejones, ciruelas pasas…)

- 4 huevos L

- ½ cucharadita de esencia de limón

- ½ cucharadita de esencia de vainilla

- 1 ½ tazas rasas de harina

- ½ cucharadita de bicarbonato sódico

- 1 taza de pan rallado fresco (pan blanco, con la corteza)

- 100 g de Ron negro

 

Utensilios

- Tela de calicó* de 50x50 cm

- Cuerda para postres

- Olla grande

- Plato pequeño

 

 

     Cortar los dátiles en trozos pequeños (puedes remojar toda la fruta en Ron durante horas, días sí te gusta). Colocar toda la fruta mixta en un bol junto con los trozos de dátiles y las pasas sultanas. Añadir la harina, mezclar bien y reservar.

 

     Triturar el pan fresco y reservar.

 

     Batir en un bol grande los huevos y añadir las frutas.

 

     Batir la mantequilla junto con el azúcar y echar al bol.

 

     Añadir el pan rallado, las esencias i el Ron. Mezclar muy bien durante 15 minutos.

 

     Colocar  la tela de calicó en un colador o recipiente y enharinar un poco. Poner la mezcla  en el centro de la tela y juntar los extremos. Atar bien con una cuerda tan cerca del pudín como sea posible, haciendo un lazo en el extremo para colgar. 

 

     Poner agua en una olla grande y en el fondo una rejilla o un plato pequeño invertido. Sumergir el pudín cuando el agua esté hirviendo (con mucho cuidado). Colocar la tapa de la olla y esperar a que empiece a hervir de nuevo. Dejar hervir durante 3 horas y media a fuego lento-medio. El agua ha de estar en todo momento cubriendo la parte superior del pudín. Tener preparada un poco de agua hirviendo por si nos hace falta echar más durante la cocción.

 

     Retirar (usar guantes de goma para proteger las manos) y colocar sobre un colador. Dejar secar y enfriar. Envolver con papel de aluminio y recubrir con un trapo de cocina de algodón. Almacenar en una despensa fresquita o en el refrigerador. Cada semana  destapar y  regar con un chorro de ron.

 

     El día de Navidad volver a sumergir en una olla de agua hirviendo con un plato pequeño invertido en el fondo. Dejar hervir a fuego lento-medio durante 1 hora. Dejar enfriar un poco, sacar la tela suavemente ya que se suele enganchar un poco.

 

     Colocar en una fuente y acompañar con crema inglesa. Yo la he bañado con una ganache de chocolate.

 

 

 

NOTAS

 

- Frutas mixtas *- recomiendo comprarlas en la tienda TASTE OF HOME                    ENGLISH,   https://www.atasteofhome.net/

 

- Tela de calicó* (Amazon), en su defecto un cuenco para pudín.

 

- A la hora de servir, hay quien lo flambea.